miércoles, 26 de febrero de 2014

Reformas estructurales

Un parche.

(Pequeño, temporal, no sabemos cuándo... No me agobien pidiendo detalles.).


"Trabajando para usted" Foto: Emiliano Blanco

(Detector de cambios)

martes, 25 de febrero de 2014

The Versatile Blogger Award

Un premio que llega del modo más inesperado, por el recorrido más apetecible.
Porque es un amigo quien me lo concede: Bernardo de Andrés, incombustible hombre versátil que se encuentra detrás de Mi tocadiscos dual.

El premio consiste en una nominación para “The versatile blogger award”, una etiqueta que ya puedo colgarme y que me obliga a cumplir una serie de formalidades:



1 — Mostrar el premio en el blog.
2 — Anunciar el premio con una entrada y dar las gracias a quien te lo ha entregado.
3 — Nominar quince blogs.
4 — Poner un enlace con los nominados y un comentario sobre los motivos de la elección.
5 — Comentar siete cosas sobre uno mismo.

*****

Estos son los quince amigos a los que quiero dar la chapa.

1 — Mal día para dejar de fumar. Tabaquismo. Adicciones. Sexo. Una forma de intuir qué hubiera podido pasar.

2 — La Medicina de Tongoy. Dosificando el humor para inmunizar, de forma amena, al personal.

3 — Espacio WoodyJaggeriano. Talento compilatorio musical y, en contadas ocasiones, cinematográfico. Un maestro.

4 — Cosas que (me) pasan. Un torbellino femenino.

5 — 625 ranas. Llevar casi treinta años viendo la TV y tratar de explicarla usando conceptos extraídos de la filosofía o la psicología, sin quedar tarado, es una labor titánica que sólo se puede realizar elevando la bipolaridad a un nivel trino. Un artículo diario es un listón que sólo un batracio inmune al agua caliente sería capaz de mantener.

6 — La sombrerería. El mundo de los sombreros. Comercio tradicional adaptado a las nuevas tecnologías. Un gusto exquisito.

7 — Luis Velasco. Construyendo el más completo archivo audiovisual de hockey sobre patines que se pueda imaginar. Futuro “premio a la continua labor en la promoción del deporte”.

8 — Mi mesa cojea. Nuevo periodismo.

9 — Reflexiones de Repronto. Un descubrimiento reciente. Desentrañando las claves del lenguaje audiovisual.

10 — Lo deploro. Cuando se acepta que “un tanque es la mejor solución”, deplo anda cerca. Ocupadísimo en Ucrania, supongo.

11 — …entre la 42 y la Quinta. Su Majestad bajó al bloguerío para amenizar con interesantes historias de cultura, arquitectura y el desarrollo de las civilizaciones. En espera de que se anime a inaugurar la sección musical.

12 — Mi canción de hoy. Gotas selectas.

13 — Songs of Faith and Devotion. Lo más reciente en la escena indie.

14 — Tócala otra vez, Sam. Pasión por el cine.

15 — Mike & libros. Libros y debate.

*****

Siete apuntes personales:

1 — Soy curioso.
2 — Me muestro de color rosa.
3 — Quisiera ser protagonista.

4 — Me gusta viajar.
5 — Puedo hacerlo sólo; prefiero hacerlo en pareja, aunque me adapte a tríos o cuartetos.
6 — No soy independiente, ni heroico; creo que conservo el juicio, aunque en ocasiones resulte más sencillo dudar de mi cordura. Mainstream, a mi pesar.

7 — He abierto un nuevo espacio en el que me acuerdo de otros.

*****

Sé que se trata de una cadena, coincidente, de forma oportuna, con los premios de La Blogoteca. Al contrario de las que resultan tan exasperantes, por prometer dicha eterna (por hacer algo) o infinitos infortunios (por no hacerlo), ésta tiene un noble propósito, facilitar la vinculación entre los que nos ocupamos de sostener proyectos en la red; esa tarea tan compleja y solitaria.

El valor no está en el distintivo, sino en el reconocimiento de quien te lo otorga.

Edie Brickell & New BohemiansCircle.


lunes, 24 de febrero de 2014

ETA iba en serio

Como en la historia de “Pedro y el lobo”, tantas veces han mentido, que han generado una suspicacia generalizada en torno al entorno.

Y, así, cuando han dado un paso al frente, algunos descreídos se lo han tomado a chanza, como si fuese una farsa, una pantomima, una actuación, un teatro, una parodia, un esperpento, una burla, una tomadura de pelo, una astracanada, una chanza.

— Eso ya lo has dicho.
— ¿El qué?
— Lo de chanza.
— Vale. Lo admito. Seré bipolar.
— Lo que pareces es gilipollas.
— También.

Una gilipollez, una guasa, una broma, una falacia, un absurdo, un paso en falso, un paso atrás, un paso cambiado, un cambiazo, un timo, una greguería, una coña, una indecencia, un acto incalificable, …

— Si llegas a calificarlo más veces, te dan un accésit en la academia.

*****

Recapitulemos:

El viernes 21 de febrero ETA escenifica un amago de desarme ante los verificadores, según titula El País. Es un titular que incluye cuatro calificativos que tratan de desmontar la estrategia de la banda: “escenifica”, “amago”, “desarme” y “verificadores”.

Escenario



La verdad es que todo aparece muy ordenadito; quizá unas arrugas, en la esquina que se ve, puedan desentonar un poco en un conjunto armonioso.

En primer plano, el logo de la BBC, donde entregaron el vídeo, que ya está disponible.

Encima de la mesa, los objetos de la discordia.

Al fondo, una reproducción, a escala, del Guernica de Picasso. Ampliando la imagen se ve una anotación, en la esquina inferior izquierda, que reza “Made in Taigüan”. Se ha tachado y a su lado, a mano, alguien (un marxista) ha escrito “pays basque und freedonia”.

Amago

Completamente prejuicioso. Nada apunta que se trate de un amago. En realidad, una profunda transformación se ha producido.

Ya no actúan como si fuera un “abertzale”; más bien parece que sea un “a ver si tzale”.

Desarme

Habla Potxolo:

¿Qué querían? Hemos entregado armas, unos cables de conexión de la play, los gayumbos efecto magdalena que íbamos a llevar a la tinto, un par de paquetes azules que, usando el relleno de los Minipacks de Evax (que olerán de puta madre y todo lo que quieras), pero hemos tenido que juntar un montón para completar los dos paquetes que aparecen a la derecha del todo. Y bicarbonato, que ya verás tú si me da ardor guerrero en el estómago, que luego no duermo. Y balas. Y un par de cocteleras de pega que pillamos en el Tiger (el nuevo pijochino).

Y nos costó un montón deshacernos del logo que había hecho Patxi, que lo tuvimos apuntado a un curso de la CCC y estuvo yendo a firmar casi dos meses, que si no se quedaba sin paro. Le tenía mucho cariño, que allí conoció a Izaskun y ya ves que al final lo hemos puesto como integrante del lote.

Y ninguna pistola de agua (ni ningún patito de goma) que, entre nosotros, debo decir que nos lo habíamos pensado.

Un desarme en toda regla (guiño, guiño).

Verificadores

Esto ya es la monda. Mira que llamamos a gente de confianza, solvente.

El portavoz es Ram Manikkalingam, de Sri Lanka. Un tío majo, de los de ir de potes y charlar tomando gildas. Es la leche. Primo segundo de Thamsanqa Jantjie, con el que habla en sueños.

Ronnie Kasrils, de Sudáfrica. Se le ve de lejos la cara de guasa. Te pone un poco nervioso con la puta manía de llevar las manos metidas en los bolsillos del pantalón, o con el chubasquero al hombro. Siempre nos daba una chocolatina, mientras te masajeaba los hombros y decía txatinos con ese acento suyo tan peculiar.

Chris Maccabe, de allí. Tenía un problema para que supiéramos de dónde era. A veces hablada de UK, también de GB, NI, de sus viajes a Kosovo o Tanzania. Lo que más le emociona es recordar cuando le nombraron Compañero de honor ordenando el baño, en 2004, justo cuando intimó con Ronnie, según rememora nostálgico.

Satish Nambiar, indio. Siempre le gusta tocar el cornetín, escenificando el inicio de la película The party. No le dejes darle al txakolí, que se pierde.

Fleur Ravensbergen, de Holanda. La combinación de su nombre, su apellido y su origen nos hizo pensar en una mujer casquivana. Craso error. Gorka tiene un moratón de recuerdo en su ojo y por eso tuvimos que encapucharnos, con el calor que dan los pasamontañas (y lo que huelen a sudor).

Aracelly Santana, de Ecuador. Estuvo en El Salvador, Guatemala, Nepal, Libia y casi cualquier sitio en el que hayan acabado en ríos de sangre. Ucrania la ha declarado persona non grata.

*****

Los extremos se tocan. Es posible pensar que puede ser lo mismo morirse de risa, que morirse de pánico. Por eso, su mascarada (previa al Carnaval) pretendía potenciar su faceta trágico-cómica.

Por si no queda claro: son unos asesinos y deberían pudrirse en la cárcel.

viernes, 21 de febrero de 2014

We are from Oviedo [teaser]

"La ciudad en la que vivo. La ciudad que siento mía"

Somos de Oviedo. La ciudad en la que vivimos. La que sentimos como nuestra.
La que te invitamos a conocer.

*****

Es la idea de fondo de un proyecto internacional que pretende dar a conocer ciertas ciudades, mostrando sus atractivos. Las personas que viven en ella, los proyectos que allí se desarrollan y el entorno en que conviven.

He podido ver el teaser de Oviedo. Y quiero compartirlo con todos.


*****

La canción del 2013, éxito descomunal, que podías escuchar en cualquier sitio donde pararas a tomar un gin-tonic¸ estaba protagonizado por un dúo francés de música electrónica, que mostraron su fortuna al rodearse de gente brillante.

La versión standard cuenta con Thomas Bangalter (al bajo) y Guy-Manuel de Homem-Christo (a la batería) ocultando sus rostros con unas máscaras futuristas.

Ellos son Daft Punk.

En la versión oficial del vídeo, grabado para la MTV, aparece Nile Rodgers, tocando una guitarra transparente, sonriendo con su peinado de trencitas. No es un desconocido: es la piedra sobre la que se apoyó buena parte de la disco music de los años ‘70s y posteriores. Junto a Bernard Edwards formó Chic, conjunto esencial para entender la música de baile. Como productores, firmaron éxitos de forma continua, constituyendo uno de los legados más interesantes de aquellos años. Le freak, Good times, Dance, dance, dance son tres ejemplos de una forma de entender la música y tocar la guitarra.

El cantante solista es Pharrell Williams, que comparte la producción con Nile.

No es un desconocido.

Todos fueron afortunados al colaborar en un proyecto que define rítmicamente lo que fue el año que terminó.

Daft Punk ft. Pharrell Williams & Nile Rodgers — Get lucky


*****

Un mundo interconectado permite la colaboración de personas con intereses en distintos ámbitos.
Es una suerte.
Y una fuente de felicidad.

*****

Aprovechando el lanzamiento del último éxito de Pharrell se ha puesto en marcha un proyecto global, de vídeos promocionales de ciudades de todo el mundo (actualmente 311), que intenta replicarse de forma viral.

Pharrell Williams — Happy


*****

La producción del vídeo local de Oviedo corre a cargo de DaMothion Productions.

El teaser que se ha hecho público, muestra diferentes localizaciones:

— La plaza de Porlier y la estatua “El regreso de Williams B. Arrensberg”, de Eduardo Úrculo
— La calle Pelayo con el “Culis monumentabilus”, de Úrculo (otra vez), frente al Teatro Campoamor
— Santa María del Naranco, joya del prerrománico asturiano, en la falda del monte Naranco
— El palacio de Valdecarzana, en la plaza de la Catedral
— El Viaducto Marquina, que conecta la calle Independencia con la Losa que permitió el soterramiento de la estación de trenes
— El Campus del Milán, con la tercera muestra de Úrculo, “Los libros que nos unen”
— Los jardines y la fuente en el paseo de la Losa
— El Nuevo HUCA (Hospital Universitario Central de Asturias)
— […]
— La iglesia prerrománica de San Julián de Los Prados
— Porlier, Mendizábal, San Francisco y edificio histórico de la Universidad de Oviedo
— Plaza de Trascorrales y conjunto escultórico “La lechera”, obra de Manuel García Linares
— Plaza de la Escandalera. Al fondo se ve el edificio conocido como Casa Conde, La Jirafa y el Teatro Campoamor
— Calle Mon, en pleno Casco Antiguo; al fondo se intuye La Catedral
— El Palacio de Exposiciones de Calatrava, reconvertido en Espacio MODOO

Tengo unas ganas enormes de que el proyecto se complete.

*****

Más información:

El proyecto global.

El desarrollo local.


jueves, 20 de febrero de 2014

Excepciones y reglas

En toda familia[1] hay quien marca las reglas y quien establece las excepciones[2].

Es la adaptación a la esfera de la convivencia privada, de la famosa bravata del Conde de Romanones, surgida en el ámbito de aplicación de la administración de lo público:

“Ustedes hagan la ley, que yo haré el reglamento”.


"Depende"

[1]Las familias han ido adaptándose a los nuevos tiempos, lo que ha dado en conformar nuevas realidades familiares.
En lo principal, mantienen unas características definitivas; son las que permiten identificar qué es una familia y qué no.
Como rasgos esenciales, se incluyen:

     Agrupación plural, con interés en permanecer juntos (en ocasiones, unidos), en torno a vínculos afectivos más estrechos que los meramente sanguíneos.

     Excede la unión sentimental, por mucho que éstas surjan con la voluntad de ser duraderas. Estas uniones se mantienen dentro de la categoría de “pareja”, estado que constituye la antesala, y la piedra angular, de la familia; la descendencia, natural o adoptada, es precisa para alcanzar esa nueva dimensión.

     Y, si la pareja se queda corta, la “gran familia” —esa grey que se junta en ceremonias y grandes celebraciones, que necesita del trasiego de alcohol para soportarse mutuamente, que archiva colectivamente las rencillas del pasado y que realiza distingos entre miembros natos y los asociados por matrimonio, que no tienen acceso al patrimonio y a los que se ningunea calificándolos de “políticos”— desborda el conjunto del núcleo familiar.

     La cohabitación no resulta imprescindible, aunque sí aconsejable. Necesidades coyunturales, laborales o formativas, pueden alterar el armonioso equilibrio derivado de compartir techo, e incluso colchón.

     La familia es el principal sostén de la sociedad. Su principal utilidad radica en convertirse en instrumento de transmisión de valores, costumbres y tradiciones. Lo habitual (lo más frecuente) es ocuparse del mantenimiento de lo adquirido. En circunstancias novedosas (sin asimilación a un anclaje previo conocido, comparable aunque no idéntico) deben improvisarse soluciones inéditas, diferentes, creativas; es sencillo comprender la dificultad de realizar innovaciones de forma permanente. La existencia de un modelo conocido ayuda a identificar situaciones estables.

     Aunque cada familia posea un cierto grado de autonomía para establecer la naturaleza de sus relaciones y el modo de afrontar las tareas compartidas, se necesita algún tipo de jerarquía, más o menos flexible. En síntesis: algunos dictan y otros llevan a cabo.

     Una familia es un proyecto común. De futuro y conjunto.

     La única garantía de lo que el futuro va a deparar es su falta de certeza. La autonomía funcional que toda familia despliega de forma cotidiana, debe servir para ayudar a los más jóvenes en su desempeño adulto, independiente, en una realidad distinta de la que hasta entonces han vivido.

“Preparar para lo imprevisible”.
  
*****
  
[2]Las posiciones no son inalterables, ni se asignan conforme a un rol sexual.

Sly & The Family Stone: Family affair


martes, 18 de febrero de 2014

Hoja de ruta

Programación de hitos, de acuerdo a los cuales, se desarrollará un trayecto.

Una figura metafórica de la que se han apropiado los políticos (como rapiñan muchas más cosas) y que los mass–media repiten sin pudor (sin excepciones).

En la aplicación que suele realizar la casta, se muestra su necesidad de exponer sus intenciones, en lugar de centrarse en los logros (y comprobar que no habría mucho que contar). Queda a la vista que su modo de actuación se articula en torno a dos principios básicos:

   Improvisar (a largo plazo)
   Planificar (sobre la marcha)

Todo se manifiesta en una inmensa sensación de vacío.

*****

Olvidan lo que afirmaba John Godfrey Saxe (aunque se atribuya a Otto von Bismark):

“Las leyes, como las salchichas, producen repulsa a medida que conoces cómo están hechas”.

*****

"Éxito: como la gente cree que es / como realmente es"

El trayecto nunca está establecido de antemano, sino que se hace al andar.
No es recto, está lleno de recodos y recovecos.

*****

Hay que tener cuidado: oímos tantas veces la expresión que, a veces, adquiere un carácter extrañamente mutante. Fíjate bien:

Hoja de ruta:
hojaderuta – hojaderuta – hojaderuta – hijaderuta – hijaderuta – hijaderuta – hijasderuta – hijasderuta – hijasderuta
hijasderuta – hijosderuta – hijosderuta – hijosderuta – hijosderuta – hijosderuta – hijosdeputa – hijosdeputa – hijosdeputa:
Hijos de puta.

 Nomenclátor


lunes, 17 de febrero de 2014

Excusatio

— Mamá, excusa, ¿es con equis?
— La primera, sí.
— 
— La segunda vez, ya no cuela.
— 
— A partir de la tercera, debe llevar hache, porque se considera un hábito.
— Vale, déjalo. Ya le pregunto a papi.

"No se aceptan"

De fondo, se escucha No regrets, de Tom Rush.


sábado, 15 de febrero de 2014

En ocasiones veo tuertos

En la escena más memorable de la película “El sexto sentido”, (1999, dirigida por M. Night Shyamalan), el niño protagonista, Haley Joel Osment, le hace una confesión a su psiquiatra, Bruce Willis, en un ambiente gélido, superando con valentía una situación que le intimidaba, pronunciando en susurros una de las frases más estremecedoras del cine reciente (aceptando como tal el hecho de que la película tenga 15 años):


"La manta arropa, pero no protege (lo suficiente)"

Es verdad que la situación que describía la película era aterradora, pero ficticia.

En cualquier caso, agradecimos el anuncio de Gas Natural (Fenosa), que nos permitió tomarnos el asunto a chanza.



*****

Una ficción nos permitió eludir las preocupaciones que había generado otra.

*****

Pero mi problema es real. Vaya donde vaya, me ocurre:

— “En ocasiones, veo tuertos”.

Puede pasar cuando escucho música.

Notar la inquietante presencia de David Bowie, narrando la conversación entre el Comandante Tom y el Control de Tierra, en esa rareza espacial, Space oddity, y, más allá de su extraño peinado (o sus plataformas), —que se deben a una moda que hoy parece irreal—, intuir que en el Duque blanco hay una fatal atracción hacia los ambientes torturados. Podía haberlo superado, habiendo sufrido a las órdenes de Tony Scott su agonía y su progresivo envejecimiento en la película de 1983 que protagonizó junto a Catherine Deneuve y Susan Sarandon, The hunger(“El ansia”). Pero no, "el siguiente día", hace nada, en 2013, vuelve a caer en lugares parecidos, nada comunes, mostrando que es un tipo torcido, torturado, ambivalente; con una explicable obsesión por los ojos.


— Para, para. Que estás yendo demasiado lejos. No digas que Bowie es torcido.
— Lo es.
— O torturado.
— A la vista está.
— ¿Ambivalente?
— Tiene toda la pinta.
— Vale. Pero, de tuerto, nada. Tiene los ojos de distinto color.
— ¿Y eso?
— De un balonazo, cuando era niño. Le dejó atrofiado el iris de uno (el derecho, creo) y por eso da la sensación de que tiene los ojos de diferente color.
— Claro. Y, con el iris atrofiado, es incapaz de ver con uno de sus ojos.
— Supongo.
— ¡Tuerto!
— ¡A mí no me insultes!
— Digo que Bowie es tuerto...
— ¡Ah, vale, eso te lo consiento! Pero conmigo, ni una broma.

*****

Alguien se coloca un parche, de atrezzo, en la idea de que le dará otro aire:

sofisticado (entendido en términos setenteros, lo que incluye hombreras y chaquetas remangadas por encima del codo), si se trata de Bryan Ferry, al frente de su banda, Roxy Music, confesando que el amor es una droga: Love is the drug, cantando entre pompas de jabón.


También lucía parche de pega Pete Burns, vocalista en Dead Or Alive, transformado en pirata en el vídeo de su único hit, You spin me round (Like a record), en una travesura que cobra todo su sentido contemplando la trayectoria vital del cantante, anticipada en el título de la canción: “puedes darme la vuelta, como a un disco (y ponerme mirando a Pamplona)”.


El parche aporta un matiz aventurero; esa épica sugerida por historias de corsarios, filibusteros o piratas. Héroes románticos que eludían las leyes terrenales, enrolándose en una tripulación que enarbolaba la Jolly Roger y no daba más cuentas que al ron y el peligro. Como Johnny Kid (acompañado por The Pirates en Shakin’ all over, su éxito más importante).

El dinámico Bobby Helms, atado a su éxito inmortal, un villancico inolvidable, que interpreta todo el año con su panda de amigotes. El batería se sabe mejor que el propio Bobby el estribillo de Jingle bell rock.

Y el más canalla de todos los canallas que lucieron un parche en la historia de la música (alma mater, percusionista, antiguo barman, bailarín rítmico, con sangre caliente y pasado siniestro), lucía estilo imperecedero, abriendo el cuello de su camisa y enseñando felpudo frontal, siempre con chaleco, bigote y una sonrisa cómplice. Su sombrero, coronado por una pluma, lo dejaba en la bandeja trasera de su Mustang para ocuparse de los asuntos carnales a los que toda gira conduce, creando una moda que, todavía hoy, se muestra triunfante. El combo en el que hacía de hombre para todo se apropió de su gancho y su talento para dar nombre a la formación: Dr. Hook y, aunque no sabían de medicina, alternaron intentos propicios para bailar sueltos (con la coreografía sincopada de nuestro amigo) y agarrados (momentos en los que aprovechaba para arrimar la cebolleta). Tuvieron el cuajo de, tras enamorarse de una mujer maravillosa y realizar infructuosos intentos de pasar la noche juntos, concluir que tenía, nuestro hombre, unos ojos sexys.




*****

El defecto puede ser funcional: una caída permanente (total o parcial) de uno de los párpados. Un ojo vago, como le ocurre a Forest Whitaker.

Forest Whitaker

La cantante británica Gabrielle, que también padece ptosis palpebral (así lo llaman), utiliza diferentes estrategias para ocultarlo: gafas negras (Out of reach) o un flequillo perenne y mucha gomina (Say goodbye). En cualquier situación se muestra solidaria con aquel a quien dejen un ojo a la funerala (Rise).




*****

La lista de tuertos es larga.
Siempre empieza con Ana de Mendoza.


La princesa de Éboli
Moshé Dayán
Blas de Lezo
Peter Falk, Colombo
John Ford
Fritz Lang
Nicholas Ray
Raoul Walsh
James Joyce
Francisco de Orellana
Juan José Padilla
José Javier Esparza
Millán Astray
Luiz de Camoes
Sammy Davis, jr
Nicolas-Jacques Conté
María de Villota
Filipo de Macedonia
Aníbal de Cartago
Jean-Paul Sartre
Jean Marie Le Pen

*****

Y muchos personajes de ficción, memorables, en los que el recurso empleado oscilaba entre lo tétrico y lo grotesco:

En A fish called Wanda, Ken (Michael Palin) es incapaz de cumplir con su cometido (“acabar con la vieja”) sin, previamente, llevarse por delante a los chuchos (y automutilarse).


El final de la película The anniversary, muestra a una desquiciada Bette Davis, en una situación que se antoja más dramática al hurtarse de la vista parte de su rasgo más notable, esos ojos a los que cantaba Kim Carnes.

Popeye alterna el ojo sano. Su compadre Pilón, mantiene ambos cerrados, de forma permanente, sin mostrar ninguna tara (más allá de su excesiva afición a la ingesta de hamburguesas).

En The Goonies Willy el tuerto es un pirata que escondió un tesoro. Una pandilla adolescente se aventura en su búsqueda.
  
El que había sido un gigante de la mitología griega, Cíclope, se reencarna entre una pandilla de mutantes, liderados por un calvo con problemas de movilidad. Todo se explica en sus Orígenes.

En Kill Bill, vol. 1, Daryl Hannah se viste de blanco, aunque no esconda que sus intenciones sean negras.


The avengers es un esfuerzo coral para integrar personajes de Marvel que previamente habían funcionado a su bola (Iron Man, Capitán América, Hulk, Thor). El insensato que capitaliza ese esfuerzo muestra que no sólo no tiene dos dedos de frente, sino que, además, es tuerto. Responde al nombre de Nick Fury (en la ficción) o Samuel L. Jackson (en entrevistas al intérprete).



*****

Otros tuertos que portaban parche.

Falconetti ("Hombre rico, hombre pobre")
John Wayne ("Valor de ley", 1969)
Jeff Bridges ("Valor de ley", 2010)
Amparo Soler Leal ("La escopeta nacional")
Tom Cruise ("Valkyrie)

*****

La sabiduría popular —la que, como el fracaso, es huérfana— no tiene recatos para encontrar sentencias. Lo hace aplicando un principio infalible, apostando en todas las manos a rojo y a negro, a pares y a impares, a falta y a pasa.

Nunca falla.

Dos son las letanías de recurrente aplicación:

“Me ha mirado un tuerto”.

Extendiendo un maleficio, que se convierte en contagioso, que acompaña al que ya ha sufrido el propio, convirtiéndose, en un único acto, en lisiado y gafe.

“En el país de los ciegos, el tuerto es el Rey”.

En los tiempos convulsos que corren para la Monarquía (como Institución y Sujeto de Privilegios), el dicho se ha acortado; se ha mutilado. Ahora, para señalar la ventaja competitiva que supone ser malo entre pésimos, la frase se empieza, pero no se concluye y se deja en el aire esperando que el resto sobreentienda el mensaje:

“ya sabes, en el país de los ciegos…”

*****

José Ovejero fabula sobre las Ventajas de estar tuerto.

Él no lo está.

*****

Clarence Carter, ciego de nacimiento —y cantante soul de segunda fila— alcanzó su mayor éxito en 1970, con Patches, en la que cuenta su vida, su origen humilde y cómo su padre le llamaba “Parches”, por lo maltrecho que estaba y por ir siempre vestido con andrajos. Un día, su padre le explica la necesidad de esforzarse en recibir una buena educación, que él no había tenido. Dos días después muere y Clarence se convierte en el hombre de la casa. Un éxito en ventas, disco de oro (más de un millón de copias vendidas), refrendado con la entrega del Grammy a la mejor canción R&B en 1971.

Una historia de lucha y superación, que merece ser escuchada.


*****

Siempre recuerdo otro personaje que recibió el apodo de “Parche”. Se llama Hunter Doherty Adams, pero todo el mundo lo conoce como Patch Adams. Médico, desarrollador de la risoterapia, carga con el lastre de haber sido interpretado por Robin Williams en la película “Patch Adams”. Su manera de abordar la medicina (y la terapia) es diferente de la que defiende Mitch Roman (interpretado por el recientemente fallecido Philip Seymour Hoffman).

Su método de trabajo, su objetivo en la vida, es inspirado por Arthur Mendelson (Harold Gould, en la película). Tienes que ver lo que otros no ven.


*****

Puede parecer superfluo señalar una obviedad, aunque sospecho que pueda pasar desapercibida: el carácter de tuerto, del que sólo ve por un ojo (o que lo ha perdido), es una condición adquirida. Por lo común, no suele nacerse con ella y precisa de un periodo de adaptación.

Cuando el cumplimiento del Servicio Militar era obligatorio (y, por eso mismo, indeseado), las quintas de jóvenes nos presentábamos al servicio médico militar, alegando enfermedades o lesiones que nos impidieran cumplir con nuestra obligación castrense. Los cuarteles se llenaban los días de revisión de jóvenes ansiosos por ser declarados “inútiles”, que aportaban informes médicos a cientos, que se enseñaban unos a otros. Yo, con mi natural imprudencia, amparado por la notoriedad de una lesión que “saltaba a la vista”, me personé sin un solo papel que mostrar, con las manos metidas en los bolsillos del pantalón, en ese gesto que, todavía hoy, recuerdo como el epítome de la indiferencia despreocupada.

El médico militar iba llamando a los mozos, de uno en uno, para que le explicaran su situación. Todos se escudaban detrás de unos papeles que el ayudante se aprestaba a recoger. Cuando entré, libre de carga, el ayudante me miró, yo le miré y me encogí de hombros. El médico dijo:

   Papeles.
   No traigo.
   ¿No trae?
   No.
   ¿Qué le ocurre?
   No veo por este ojo –y aproveché para señalarme el izquierdo.
   ¿Fue traumático? –preguntó, tras una somera inspección.
   Bueno, verá: al principio sí. Luego, con el tiempo, me fui adaptando.

Pero comprobé que el médico, desquiciado, se había ido a revisar a otro mozo.

*****

El mayor de sus inconvenientes es la incapacidad para la visión volumétrica: somos incapaces de ver en tres dimensiones (aunque nos ahorramos una pasta en gafas de cartón y entradas de cine). La posibilidad de tener un accidente en el ojo sano entraña un riesgo, el mayor de los cuales es obsesionarte porque realmente suceda. También dificulta el juego del mus y pasar a tu compañero la seña de que has juntado treintayuna.

Pero la principal ventaja de la lesión es que te brinda la oportunidad de ampararte en la lateralidad de tu ángulo ciego. De esa forma, con un leve giro de la cabeza, puedes colocar en tu lado malo aquello que, por la razón que sea, no quieres ver.

Ojos que no ven, corazón que no siente.

Poder adoptar una insensibilidad temporal para cualquier hecho que se produzca, en mi caso, a mi izquierda. Y, dado que sucede a mi izquierda, ni me afecta, ni me preocupa, ni me importa, ni me deja de importar.

Es tan sencillo como mirar un poco más en el sentido opuesto.

Y aprender a aceptar lo que te ocurre (aprovechándolo en tu beneficio).

  
Es la suerte que tenemos los que, cuando queremos, sabemos cómo hacer para no verte a ti.